Esta reflexión sobre la normativa aplicable al tráfico en la vía pública tiene múltiples objetivos. Uno es eludir que los conductores tiren basura a la calzada, lo que por supuesto es amenazante para el medioambiente. Y el otro es para impedir incendios. Y sea como sea la intención de la normativa, que en último término solo impone el respeto a las reglas básicas de civismo, si las autoridades eficientes nos cogen tirando una colilla por la ventanilla del vehículo, nos tienen la posibilidad de utilizar una multa de 200 euros y la consiguiente retirada de 4 puntos. del permiso de conducir. Da igual si el cigarro todavía está encendido o apagado.

Pero como comentábamos antes, si bien esta es la multa concreta por tirar una colilla por la ventanilla del turismo, es precisamente exactamente la misma multa que nos aplicarían las autoridades si tiráramos cualquier otra cosa desde nuestro vehículo a El sendero. Por otra parte, no solamente se considera lanzada por el conductor, sino exactamente la misma multa se le puede utilizar a alguno de la gente que ingresen al interior del vehículo y efectúen esta práctica.

Lavar el vehículo en la calle

Varios lo hacen en la localidad o a las afueras, pero está contraindicado lavar el turismo en la calle pues la vía pública se mancha. El importe de la multa es dependiente del municipio de que se trate.

Asimismo está contraindicado arreglar el turismo en la vía pública o efectuar operaciones de cuidado, como el cambio de aceite (se considera una substancia enormemente contaminante que debe desecharse apropiadamente). Las multas asimismo son muy distintas: tienen la posibilidad de ser simbólicas (desde 30 euros) o lograr los 3.000 euros, según las situaciones de la infracción y el Municipio de que se trate.

Agresión verbal o física

Cualquier clase de agresión cometida por un vecino. Asimismo cualquier género de acoso. Esto tiende a ser muy habitual entre personas que tienen inconvenientes sicológicos con otros vecinos o distribuidores de servicios como el conserje. En estas situaciones, se puede pedir un examen médico.

Esta es la causa más frecuente en las protestas de vecindario y por la que los demandantes acostumbran a ganar la mayor parte de las situaciones. Se respetará la utilización y disfrute de una casa, siempre y cuando no perjudique al reposo de los vecinos. En lo que se refiere al estruendos, no puede sobrepasar los 65 decibelios a lo largo del día y los 55 decibelios durante la noche, según la normativa europea; así sea por música alta o por ruidos de animales, etcétera. Además de esto, se tienen que ver las horas de reposo y hasta qué hora se va a hacer estruendos, por servirnos de un ejemplo, por proyectos.

Artículo de demanda del lector

Domingo 19 de abril a las 11:30 horas de la noche, Calle Corredera. Una bolsa llena de youghourt cae al suelo desde el edificio en frente de mi casa. Como resultado, el cableado de mi balcón se balancea, la calle está llena de tierra y el automóvil de otro vecino está absolutamente salpicado.