Deducción del 20% de las proporciones pagadas desde el 6 de octubre de 2021 hasta el 31 de diciembre de 2022 por trabajos completados en la vivienda frecuente, asimismo en casas en propiedad, alquiladas o destinadas a ser alquiladas (si se arriendan antes del 31 de diciembre de 2023 para achicar a solicitud de

Desde el 6 de octubre de 2021 se introducen novedosas deducciones en el IRPF del 20%, 40% o 60% para proyectos en casas y inmuebles de casas que mejoren la eficacia energética y en la exclusión de tributación en tal impuesto de ciertas subvenciones y ayudas a la rehabilitación.

Les notificamos que el 6 de octubre de 2021 se publicó el Real Decreto-ley 19/2021, de 5 de octubre, de medidas urgentes para impulsar la rehabilitación de inmuebles en el contexto de el Plan de Restauración, Transformación y Resiliencia, que introduce la tributación desde el 6 de octubre de 2021, particularmente aparte del IRPF, d deducciones temporales por proyectos de optimización de la eficacia energética de las casas, que se aplicarán a las proporciones invertidas en proyectos de rehabilitación que contribuyan a la obtención de ciertas actualizaciones en la eficacia energética de la vivienda frecuente o alquilada para su empleo como vivienda según con la legislación sobre alquileres urbanos, de manera que su destino primordial sea agradar la necesidad persistente de vivienda del arrendatario, y en inmuebles de casas, acreditados con certificado de eficacia energética.

Declaración de desgravación fiscal por la reforma de la vivienda

El 1 de enero de 2013 se eliminó la deducción por inversión en vivienda frecuente.

Desde ese momento se ha instituido una transición período para ciertos impositores que tienen la posibilidad de continuar beneficiándose de esta deducción si cumplen ciertas condiciones.

Ayudas recibidas para esta obra

Las proporciones subvencionadas con ayudas públicas no se van a tener presente en la base de deducción.

Las Comunidades Autónomas van a deber reportar sobre los certificados de eficacia energética anotados y las resoluciones terminantes de ayudas que hayan sido concedidas para proyectos de optimización de la eficacia energética de las casas, tal como el catálogo de referencias catastrales a preguntar.

Deducción por proyectos de rehabilitación energética de inmuebles

Finalmente, hay una deducción por actuaciones que reduzcan en un 30% el consumo de energía principal no renovable, o mejoren la puntuación alcanzando las letras «A» o «B» en inmuebles primordialmente residenciales. Esta deducción puede lograr el 60% del dinero invertido y un máximo de 5.000 euros por vivienda por año y 15.000 euros en suma.

Esta deducción se aplica a todas y cada una de las casas salvo las destinadas a ocupaciones económicas.